Cinco Aliens de Star Wars que casi existen en el mundo real

 

Las películas de Star Wars presentan una variedad de raras y maravillosas criaturas alienígenas, pero, aunque parezcan mentira, muchas de ellas se asemejan a animales reales.

 Banthas

 Estas enormes bestias de carga debutaron al principio de la saga y han seguido saliendo de vez en cuando.

Bantha

Se parecen mucho a los mamuts lanudos, una especie extinta que una vez vagaba por buena parte del hemisferio norte. Como los mamuts, los banthas tienen colmillos largos y son peludos, aunque les falte la trompa.

Esto en realidad es bastante extraño. Los mamuts lanudos prosperaron durante la última edad de hielo, cuando enormes capas de hielo se expandieron desde el Ártico y cubrieron el Norte de América y Europa. Tamaño y pelaje ayudaban los mamuts a mantener el calor en el clima gélido.

Pero los banthas viven en el planeta desértico de Tatooine. Nunca aparece un termómetro en la pantalla pero es claro que hace un calor que te torras y no hay mucha nieve a la vista. Los banthas tendrían que recalentarse.

Sólo podemos concluir que fueron importados de otro lugar, quizás el mundo helado de Hoth, o bien alguien los ha criado selectivamente añadiendo algún refrigerante a su sistema circulatorio.

Tauntauns 

Hablando del mundo helado de Hoth, sus nativos tauntauns eran utilizados como bestias de carga por la Rebelión en El imperio Contraataca.

Tienen piel gruesa, de un color blanco sucio, el que tiene sentido dado el paisaje cubierto de nieve en el que viven. Pero parecen bastante incómodos para ser montado por los seres humanos.

Casi todos los animales que los humanos montan son de cuatro patas, como los caballos. Pero los tauntauns son bípedos, con brazos parecidos a los de un Tyrannosaurus rex.

Esto significa que todo su peso se apoya en sus patas traseras. Se podría pensar que un tauntaun cedería bajo el peso adicional de un Luke Skywalker.

Pero no necesariamente. Hay un animal bípedo que los seres humanos pueden y montan: avestruces. Si son capaces de manejar la situación, presumiblemente los tauntauns  también pueden.

Exogorths

 Estas criaturas nunca se nombran en pantalla, pero no obstante son memorables. En El Imperio Contraataca, Han Solo esconde el Halcón Milenario en un túnel en un asteroide – sólo para descubrir que el túnel es el hogar de una gigantesca criatura con forma de gusano y ha aparcado su nave encima de su lengua. Esta bestia fue posteriormente nombrada Exogorth.

exogorth

Hasta ahora no tenemos ninguna evidencia de que algunos asteroides del sistema solar están habitados por enormes gusanos, y parece bastante improbable. Sin embargo, los diversos elementos de los Exogorths tienen una base en la realidad. Para empezar hay un montón de animales largos que pasan la mayor parte de su tiempo en madrigueras.

Una pregunta más difícil es: ¿qué podría comer un Exogorth? El escritor de ciencia ficción Arthur C. Clarke sostuvo que el animal era inverosímil, porque la Princesa Leia  habría sido menos que medio guisante y, presumiblemente, no muchos animales de presa habrían pasado por ahí. Aún así, esto supondría que es carnívoro.

Muchos organismos unicelulares pueden obtener energía a partir de rocas molidas: millones de tales microbios viven en lagos por debajo de la capa de hielo antártica.

Estos microbios pueden sustentar organismos más grandes y complejos. Ahora sabemos que los gusanos pueden vivir en roca sólida a varios kilómetros bajo tierra, donde se alimentan de las películas de bacterias.

Es cierto que estos gusanos tienen sólo unos pocos milímetros de longitud, mientras que el Exogorth era largo cientos de metros. Pero bueno es mejor que Jar jar Binks.

 Jabba the Hutt

 Esta mente criminal es esencialmente una babosa gigante con brazos.

jabba

Dejando a un lado la cuestión de si una babosa jamás podría evolucionar hacia una inteligencia suficiente para ser el capo de un imperio criminal, ¿podría una babosa crecer tanto como Jabba?

Las babosas y los caracoles son moluscos, lo que significa que pertenecen al mismo grupo que las almejas, ostras y pulpos.

Los moluscos más grandes son probablemente los calamares gigantes, que pueden alcanzar los 12 metros, pero no son un buen ejemplo. La mayor parte de su longitud se compone de tentáculos y pueden crecer tanto sólo porque viven bajo el agua.

Las babosas y caracoles – técnicamente conocidos como “gasterópodos” – tienen cuerpos más compactos, cosa que limita su tamaño. La liebre de mar negra de California es una de las más  grandes, llegando a 0.99m de largo y un peso de 14 kg. Pero, de nuevo, es una especie marina y eso significa que puede crecer de forma inusual.

Si nos limitamos a la tierra, el caracol de tierra gigante africano a veces puede llegar a 30 cm. Pero parte de su tamaño y volumen se compone de su gran concha, y Jabba no parece tener una concha.

Entre gasterópodos sin concha, la Limax cinereoniger puede ser la más grande. Puede crecer hasta 20 cm de largo.

De alguna manera, un señor del crimen más pequeño que un ordenador portátil no parece tan intimidante.

 Sarlacc

Sarlacc

 

Jabba the Hutt es un malvado del cine y  evidentemente,  como tal, interesado en métodos de ejecución  muy creativos. En El Retorno del Jedi, intenta tirar a nuestros héroes al Pozo de Carkoon, que alberga un monstruo llamado Sarlacc. “En su vientre,” Jabba les informa a través de un reticente traductor, “encontrareis una nueva definición de dolor y sufrimiento mientras que os digieras lentamente a lo largo de mil años.”

Nunca vemos todo el cuerpo del Sarlacc, porque está enterrado en la arena. Se encuentra en el fondo de un foso de arena con paredes muy inclinadas, por lo que cualquier persona que caiga en él se encuentra inexorablemente conminado a deslizarse hacía abajo.

Esto es una reminiscencia de uno de los mayores insectos depredadores: la hormiga león.

Las larvas de estos insectos se aprovechan de las hormigas, y para ello construyen trampas. Cavan pequeños hoyos en la arena, de pocos centímetros de profundidad.

La pendiente de la fosa final tiene un ángulo muy particular, conocido como el ángulo crítico en reposo. Se trata de lo más inclinado posible sin que colapse en sí mismo, y la menor perturbación dejará caer arena hasta el fondo.

Esto significa que cualquier animal que vague por el pozo caerá en sus profundidades – donde la hormiga león está a la espera, con sus enormes mandíbulas abiertas.

Si te gustan estos animales, aquí puedes comprar alguna figurita de ellos:

Jabba The Hutt
Han Solo en Tauntaun

Mira también nuestros artículos sobre star wars

Cuatro gadgets de Star Wars que enseñan ciencia

Hagamos una estrella de la muerte

Profesores vs. Jedis

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s